Al día

España acelera la adopción de los pagos digitales durante la crisis de la Covid-19

España ha acelerado la adopción de los pagos digitales durante la crisis sanitaria, según un estudio elaborado por GFK y publicado por Visa en España, Francia, Italia y Portugal, que analiza el impacto de la Covid-19 en el uso y hábitos de pago en el consumidor.

España ha sido uno de los países europeos más afectados por la Covid-19. El cierre económico y las restricciones sociales han provocado cambios en el comportamiento de compra y pago del consumidor español. Como resultado, según demuestra este estudio recién publicado, la pandemia ha impulsado la adopción de los pagos digitales en España, donde destacan el crecimiento en el uso del ecommerce, la apuesta por los pagos contactless, así como la progresiva adopción de nuevas formas de pago a través del móvil y Wallets.

En este contexto, destaca el incremento en el uso de los pagos digitales entre el consumidor español, donde los ciudadanos han reducido de media un 45% los pagos con efectivo en comercios, por encima de la media de sus países vecinos (37%) y situándose junto a Portugal como la cifra más alta entre los países encuestados.

“El consumidor en Europa y en España está en pleno proceso de transformación y actualmente es más digital que nunca”, afirma Eduardo Prieto, Director General de Visa en España. “Teniendo en cuenta que sus necesidades y demandas también están cambiando, desde Visa estamos comprometidos con acompañar tanto a consumidores como a comercios en este proceso de digitalización. Para ello, ponemos a su disposición la última tecnología para pagar y ser pagados en cualquier momento, de forma ágil y segura, y seguiremos innovando para ofrecer nuevas formas de pago que den respuesta a sus demandas”.

En cuanto a los pagos contactless, su uso ha aumentado en un 45% en España, por encima de la media de los países europeos encuestados (41%). La confianza del titular de la tarjeta se refleja en que el 65% de los encuestados asegura estar contento con el aumento de 20 a 50 euros en el límite de contactless que se produjo al inicio de la pandemia, fruto del trabajo conjunto de toda la industria de pagos, y estarían a favor de que esta medida se mantuviera en el futuro.

Irene Cuezva Robleño, Sales effectiveness lead de GFK en España, afirma: “El notable aumento del uso de los pagos contactless es uno de los datos más interesantes de este estudio. Esta tendencia ha sido catalizada por la Covid-19 y desde GFK consideramos que se va a consolidar en el futuro ya que es una tecnología que responde a este nuevo consumidor que prefiere métodos de pagos que sean seguros y convenientes a la hora de realizar sus compras”.

 

España, a la cabeza en el crecimiento del ecommerce

El confinamiento domiciliario ha influido considerablemente en el uso del ecommerce de los españoles, una tendencia que ya se estaba produciendo y que las restricciones de movilidad y comercio han acelerado. Así, el uso del ecommerce ha crecido un 52% según el estudio de Visa, seis puntos porcentuales por encima de la media del resto de países encuestados. Además, esta situación también ha animado a muchos usuarios a realizar compras online por primera vez, un 23% más en comparación al periodo pre-Covid.

Ante el creciente uso de la compra online, los comercios han visto en el ecommerce una oportunidad para seguir impulsando su negocio en la red a través del salto a las plataformas online y la incorporación de pagos digitales. En este sentido, Visa está apoyando a las pequeñas empresas en este proceso de adaptación, acompañándoles en el desarrollo de su presencia digital. Ejemplo de ello es el programa piloto que se está llevando a cabo junto a BeeDigital, y que está ayudando a 700 pequeñas empresas en España en su salto al ecommerce y en la construcción de su identidad digital.

 

Los españoles apoyan al comercio local

Otra de las tendencias que la pandemia ha puesto de manifiesto es el apoyo del consumidor español hacia el comercio local, uno de los sectores que más ha sufrido los efectos del cierre económico. En este sentido, España es el país del sur de Europa que más ha incrementado sus compras en comercios locales durante la pandemia (77%). Entre los motivos que destacan los encuestados son la ayuda a los negocios de proximidad, la conveniencia y la calidad del producto. Así, se espera que esta tendencia se mantenga en el futuro, ya que el 70% de los españoles afirma que seguirá comprando en comercios locales, a la cabeza respecto a sus países vecinos.

Desde Visa, como parte del compromiso de la compañía con el comercio local, está llevando a cabo diversas iniciativas de apoyo desde distintas vías, todas ellas orientadas a impulsar la recuperación económica.

Una de ellas es #AcércateyCompra, la campaña que lanzó Visa el pasado verano para homenajear y reconocer el esfuerzo realizado por el comercio local durante el confinamiento para estar cerca de sus clientes, dando visibilidad a tres historias reales contadas por dueños de comercios de barrio, y que tendrá una 2ª oleada de campaña estas Navidades, destacando el mensaje #DondeComprasImporta. Otra vía de ayuda que forma parte de este compromiso es el programa para digitalizar 8 millones de pequeñas empresas en Europa. Este programa se está materializando en España a través de acuerdos como el de Glovo, con el que se ha apoyado a más de 7.000 comercios locales en la adopción de pagos digitales y la entrega a domicilio.

 

Pagos móviles y Wallets, el futuro de los pagos digitales

Los cambios que se han producido en el consumidor español también han puesto de relieve algunas tendencias que ya estaban en auge, como los pagos a través de los móviles y las Wallets digitales, “que indudablemente marcarán el futuro de los pagos” afirma Eduardo Prieto, ya que a pesar de que son formas de pago todavía incipientes en España, despiertan cada vez más interés, sobre todo entre los más jóvenes.

Prueba de ello es que desde la pandemia las Wallets digitales han incrementado su uso un 17% entre los españoles, diez puntos porcentuales por encima del resto de países encuestados, y se espera que de cara al futuro sigan creciendo un 11%. Por su parte los pagos a través del móvil han crecido un 15% estos últimos meses, seis puntos por delante de sus vecinos europeos y se prevé que lo sigan haciendo un 12% en un futuro cercano.

“Desde Visa venimos constatando numerosos cambios en los hábitos del consumidor en los últimos meses” asegura Eduardo Prieto, “por ello, constantemente seguimos trabajando en nuevas formas de pago digitales que van desde el impulso al contactless, a la biometría, con el objetivo de seguir ofreciendo la mejor tecnología para pagar y ser pagado”.