inicio
Martes 12 de noviembre de 2019
25/10/2019
preparar para imprimir

Cervezas artesanales: la era de la cerveza antes de la llegada del lúpulo

 

En la actualidad, cualquier aficionado a la cerveza sabrá que sus 4 ingredientes básicos son el agua, los cereales, el lúpulo y la levadura. La integración del lúpulo llegó en el siglo XIV, pero hasta entonces se utilizaban flores (como brezo o saúco), bayas (como enebro), raíces (como jengibre) e incluso hierbas aromáticas con propiedades alucinógenas (como el mirto o la milenrama). Así, cuando el lúpulo fue descubierto comenzó a sustituir paulatinamente a todos los ingredientes anteriormente utilizados, en especial al gruit, mezcla de hierbas silvestres cuyo uso estaba muy extendido en la Europa Central y del Norte.

Sin embargo, a pesar del uso generalizado del lúpulo como ingrediente básico de la cerveza, algunos cerveceros han querido mantener vivas las tradiciones de las cervezas elaboradas a la antigua usanza empleando materias primas diferentes al lúpulo en lo que se conocen como ‘Cervezas ancestrales’.

Los días 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre, se realizará en MEGA, (Mundo Estrella Galicia – A Coruña) un evento nocturno que celebrará esta familia de cervezas con una visita guiada y un taller sobre cervezas ancestrales que se enmarca dentro de su labor de divulgación de la cultura cervecera entre todos los aficionados y amantes de esta bebida. Así, se podrán conocer de mano de los expertos cerveceros de la compañía la historia de estas cervezas sin lúpulo y se realizarán catas de variedades nacionales e internacionales. Toda la información y reserva de plazas, que serán limitadas, estará disponible en www.mundoestrellagalicia.es.

 

La cerveza, bebida milenaria más antigua que el vino

La bebida fermentada a base de cereal más antigua de la que se tiene constancia fue encontrada en China entorno al año 7000 a.C., lo que la sitúa antes incluso en el tiempo que el vino, que es considerado como la bebida milenaria por excelencia. Entorno al 3000 a.C. ya era una bebida muy relevante en la economía de los estados sumerios y, tal y como se detalla en ‘La epopeya de Gilmadesh’, su consumo servía para alcanzar la alegría y la felicidad. Tal era su relevancia en la época que en la antigua mitología de la mesopotamia llegaron a contar con una diosa de la elaboración de la cerveza llamada Ninkasi.

En la Edad Media la cerveza adquirió de nuevo protagonismo en el continente europeo. Formaba parte del ámbito doméstico y era elaborada por las mujeres, todavía sin lúpulo. Fue entonces cuando se comenzó a emplear el denominado gruit para aumentar la vida útil de la cerveza y mejorar el sabor. El gruit era una mezcla de hierbas que podía variar según la región geográfica donde se encontrase el cervecero. Poseían propiedades antisépticas y aromatizantes, y una gran parte de ellas también exhibían efectos ligeramente narcóticos o alucinógenos. Las tres más utilizadas eran la artemisa, el mirto del pantano y la milenrama.

En el siglo XIII surgieron los primeros cultivos de lúpulo en Hallertau (Baviera), la región que actualmente cuenta con mayor cultivo de lúpulo del mundo. Las abadías se convirtieron en aquel momento en los principales centros de producción con esta materia prima que le confería un limpio amargor y propiedades conservantes y que fue sustituyendo poco a poco al gruit en la elaboración de esta bebida.

 

Ancient Ales: cervezas ancestrales

La denominación Ancient Ale no hace referencia a un estilo en concreto, sino al nombre por el que son conocidas aquellas cervezas inspiradas en las recetas ancestrales que se han usado para elaborar las diferentes versiones de cerveza en distintas culturas y civilizaciones a lo largo de la historia en las que no se incluía el lúpulo entre sus ingredientes.

Entre los ejemplos más destacables de cervezas ancestrales encontramos la Heather Ale, la Sahti o la Kvas. Heather Ale es uno de los estilos de cerveza más antiguos del mundo cuyos orígenes se remontan al año 2000 a.C. en Escocia y que está elaborada a partir de las flores de brezo silvestre. Sahti es una bebida centenaria originaria de Finlandia que se realiza hoy igual que en su creación en el siglo XVIII con cebada y un puñado de ramas y bayas de enebro, está reconocida por el BJCP (Beer Judge Certification Program). Por último, Kvas es una bebida fermentada de origen eslavo, elaborada a partir de pan de centeno con un bajo contenido en alcohol (entre un 0,5% y un 1%) aromatizada con frutas como fresas o pasas o con hierbas como la menta.

 

Cervezas ancestrales sin lúpulo en MEGA

Esta experiencia, que se impartirá los días 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre en MEGA, busca ahondar en el conocimiento de este tipo de cervezas, y por tanto de continuar la labor de divulgación sobre la cultura cervecera de este singular espacio, Mundo Estrella Galicia. Durante los mismos se realizarán visitas guiadas al museo con diversos guiños a las cervezas ancestrales, se podrá tocar y oler el gruit y se podrán probar este tipo de cervezas muy difíciles de conseguir de otra forma junto a pinchos creados a base de materias primas cerveceras, como puede ser un pan realizado con el lúpulo y la levadura que se emplea en la elaboración de Estrella Galicia. Toda una experiencia donde se catarán diferentes cervezas ancestrales. La información completa y reserva de plazas estará disponible en la web www.mundoestrellagalicia.es

Las Cervezas Ancestrales en MEGA

Fecha: 31 de octubre, 1 y 2 de noviembre

Horario: 19:30h. a 22:00 h.

www.mundoestrellagalicia.es



BUSCAR EN ESTA SECCIÓN
Introduzca unas palabras para realizar la búsqueda en la sección "Al día". Si lo desea puede limitar los resultados por periodos de tiempo.
Desde:
Hasta: