Al día

Estamos en temporada de ¡espárragos! ¿Queréis verdes, blancos o los dos?


La Cocina de María Luisa (www.lacocinademarialuisa.es), donde María Luisa Banzo, dentro de su festín primaveral de verduras patrias al que pronto se sumarán las setas, sirve unos Espárragos de Tudela de Duero -espectaculares- con su guarnición. Los verdes los hace a la plancha, pura sencillez para disfrutar de todo su sabor. En el restaurante Ponzano (www.restauranteponzano.com), la huerta de Chamberí -y es que en esta casa de comidas siempre hay lo mejor del mercado-, preparan Espárragos blancos de Lodosa a la parrilla y los terminan con un toque de mantequilla… según Paco García ¡están de muerte!; los trigueros los hacen a la parrilla y muchas veces son parte de su estupendo menú del día. En Uskar (https://restauranteuskar.com), José Miguel Valdivieso también ‘le da’ a esta verdura y propone unos Espárragos blancos a baja temperatura, terminados a la brasa con salsa beurre blanc y los Espárragos del primo David ecológicos salteados con panceta de vaca de Carsegal, demiglace de ternera y mojo de albahaca con trufa de primavera de Trufas Alonso. En Villoldo (www.villoldomadrid.com), Pilar Pedrosa siempre sorprende con deliciosos ‘fuera de carta’ y ahora no faltan los Espárragos de Tudela de Duero con ensalada y AOVE o mayonesa de anchoas y otra receta que podemos encontrar son las Puntas de espárrago blanco con crema de guisantes y yema de huevo. Además, una de las estrellas de la casa es su Menestra 7/9 con verduras de Palencia y Navarra en la que los trigueros tienen un gran protagonismo.

 

Solo una opción, pero deliciosa:

 

Si nos pasamos ‘al verde’, uno de los clásicos del restaurante centenario Los Galayos (www.losgalayos.net) son sus Espárragos trigueros empanados con ali oli de cebollino. Y si ‘viajamos’ hasta Vigo, Victor Conus -un enamorado de la huerta-, en La Mesa de Conus (www.lamesadeconus.com) tiene ahora en su cambiante menú degustación Espárragos blancos-Navaja-Guisante Lágrima, toda una explosión primaveral en la boca. ¿Por dónde empezamos?