Al día

¡Alerta! Lo que no sabes de las apps de escaneo de alimentos actualizadas por usuarios

Alimenthia es la única app que cuenta con la colaboración de grandes supermercados (Bonpreu, Condis y Veritas) y la única que detecta al instante si se produce un cambio en la composición de un producto

Los fundadores de Alimenthia, nueva app que nace con el objetivo de ayudar a realizar la compra a personas con intolerancias alimentarias o que siguen algún tipo de dieta, alertan de que las apps de escaneo de productos alimentarios en las que los usuarios actualizan datos suponen un peligro, sobre todo cuando hablamos de ofrecer información al usuario para decidir ante comprar o no un producto. 

Cuando son los propios usuarios los que introducen la información en una app -explican Quim Sanchez y Felix Ribera, fundadores de Alimenthia- se pueden producir muchos errores, se convierte en una fuente poco fiable”. “Alimenthia -añaden- es la única app que detecta al instante los cambios en la composición de los productos que introducen los fabricantes”. Y esto lo consiguen gracias a la colaboración que mantienen con distintos supermercados como Bonpreu, Condis y Veritas. Esas colaboraciones dan como fruto tener el 100% de los productos actualizados de todos los supermercados.
 
Alimenthia cuenta con una base de datos de más de 130.000 productos de más de 5.000 marcas, que se actualizan con más de 9.000 referencias/mes.
 
Para usar la app, el usuario introduce su perfil en función de sus sensibilidades alimentarias y escanea el código de barras de los productos con la cámara del teléfono móvil. La app les indica, en menos de 0,1 segundos, si el producto es apto o no para el consumo. “La veracidad de las dietas es máxima gracias a nuestra colaboración con uno de los mejores centros de dietistas - nutricionistas de Barcelona, el Centro Julia Farré”, señala Quim Sánchez.  
 
El propósito de estos emprendedores es que las personas con restricciones en su alimentación pierdan menos tiempo en el supermercado: “Las personas con sensibilidades alimentarias -explican los fundadores- se ven obligadas a leer al 100% las etiquetas de los productos que van a comprar. A esto hay que sumar que no todos los productos que encontramos en la tienda vienen claramente etiquetados”. Según el análisis llevado a cabo por los responsables de Alimenthia, una persona que no padezca ninguna sensibilidad alimentaria tarda una media de 60 minutos en realizar su compra semanal y, este tiempo, se puede llegar a multiplicar hasta por tres en función de las intolerancias o dietas de los consumidores.
 
Alimenthia detecta los 14 ingredientes de declaración obligatoria, productos que la ley exige a los fabricantes resaltar en las etiquetas (altramuz, apio, cacahuetes, cereales con gluten, crustáceos, frutos secos, huevos, lácteos, moluscos, mostaza, pescado, soja, sulfitos y sésamo) y, además, sorbitol, lactosa, dieta vegana, dieta ovolacteovegetariana, dieta baja en fructosa y dieta baja en FODMAP.
 
Los creadores de Alimenthia han sido ganadores de Yuzz por el Banco Santander (2018); proyecto más innovador 2018, por Innpulso; seleccionados como una de las mejores healthtech de EU en 2018; y ganadores de bootcamp by USMAC en Silicon Valley (2019).
 
Descargar app: App Store / Google Play