Al día

Brindis para compartir y tiempo que regalar: 6 propuestas Insolity

Insolity, la nueva empresa especializada en Grandes Vinos que ofrece servicios exclusivos a coleccionistas y amantes del vino, identifica seis vinos elegantes y exclusivos para disfrutar estas navidades

Nuestros tiempos se definen por la rapidez. Todo es para ahora y para ya. Incluso cuando hablamos de vinificación, una gran parte de los vinos se crean para ser bebidos jóvenes. Sin embargo, aquello que les dota de una gran complejidad, de los matices y la profundidad propios de los grandes vinos, es ni más ni menos que el envejecimiento.

Y es que un gran vino se define, entre otras cosas, por su capacidad de envejecer, ya que solo el tiempo es capaz de moldear la complejidad que le es propia. Este es el caso de las seis creaciones que Insolity ha elegido en esta ocasión, seis sugerencias que en Navidad mostrarán todo su esplendor.

En las seis botellas el tiempo ha dibujado matices aromáticos más trascendentales y sutiles, y un paso por boca más profundo: los taninos se afinan y se suavizan de modo que solo se mantiene la estructura necesaria para la permanencia del vino. Con estas joyas líquidas que propone Insolity podrás comprobar la benevolencia del tiempo cuando se le deja el espacio necesario. Y disfrutar o regalar, de principio a fin, de un momento único y efímero pero que permanecerá para siempre en tus recuerdos. 

Clos Martinet 2014 (64 €): un vino de culto en el Priorat


Clos Martinet es el primogénito de Mas Martinet y un viaje emocional a los años 80, cuando Josep Lluís Pérez empezó el proyecto que hoy conduce su hija, Sara Pérez. Este vino tinto es de quienes creyeron en el terruño y le dedicaron su tiempo y esfuerzo; un homenaje al Priorat más clásico, una vuelta a los orígenes y un relevo generacional. Se trata de un vino ecológico, elegante y complejo que ya forma parte de la historia de la D.O. Priorat y que, además, cuenta con un gran potencial de guarda con 94 puntos Parker.


 

Pujanza Cisma 2014 (129 €): una revelación de producción limitada

Considerada la esencia renovada de la Rioja Alavesa, Pujanza es una de las bodegas más auténticas de la DO. Producen vinos muy propios, con mucha personalidad y cuyo proceso de elaboración íntegro tiene lugar en Laguardia. Con 94 puntos Parker y un gran potencial de guardia, Cisma 2014 brilla por ser uno de los vinos más representativos de la bodega y una pequeña joya que no se produce cada año: potente, maduro y con una buena evolución en botella.

Château Pichon Longueville Comtesse de Lalande 2014 (168 €): un brindis de lujo asequible

Propiedad de la Maison de Champagne Louis Roederer desde 2007, Château Pichon Longueville cuenta con siglos de historia, artesanía y respeto por la naturaleza. Un Grand Cru Classé con 93 puntos Parker en esta añada, que, según Vinum Wine Magazine, combina “la densidad de un Pauillac, la frescura de un Margaux, la sensualidad de un Saint-Julien, los taninos de un Saint-Estèphe y el recuerdo del gran Pichon Lalande de los años 80.” Un Gran Vino con un gran potencial de guarda que ya está listo para ser descorchado.

Louis Latour Chassagne-Montrachet Blanc 2019 (96 €): bienvenidos a la Borgoña de Louis Latour

Chassagne-Montrachet 2019 pertenece a una de las Denominaciones de Origen más grandes y reconocidas por la calidad de sus vinos blancos: Côte de Beaune. Este fino Premier Cru es un chardonnay con dotes de protagonista al que James Suckling dio 94 puntos. Nacido para deleitar, es la perfecta representación de la excelencia de la Maison Louis Latour y una invitación a descubrir por qué es una bodega tan legendaria.

Louis Roederer Brut Vintage Rosé 2015 (74 €): un icono festivo de la elegancia 

Un champagne creado, tradicionalmente, a partir de 4 vinos de distintas cosechas y la mezcla de dos variedades: Chardonnay y Pinot Noir. Este rosado se elabora con una prolongada y suave infusión de la Pinot Noir que le permite extraer su lado más jugoso y maduro. Como resultado, se obtiene un champagne fresco, afrutado y con una complejidad aterciopelada. De bonitos reflejos dorados, suave y con la finura que caracteriza a sus rosados, Louis Roederer Brut Vintage Rosé consigue en este champagne del 2015 un tesoro con 94 puntos Suckling.

Glenfarclas 25 Years (225 €): el tiempo como legado familiar

Cinco generaciones, una familia y el tiempo como mejor aliado para conseguir la excepcionalidad: Glenfarclas 25 Years condensa el legado que los Grant llevan más de un siglo construyendo. Es un single malt de libro, madurado en barricas que antaño contuvieron Oloroso, tan pleno y rico que elevará el final de tu velada a un nivel superior. Ha sido reconocido en los más prestigiosos certámenes y será, sin lugar a dudas, un magnífico obsequio para las fechas navideñas.   

https://insolity.com