Al día

Más de 15.000 niños participan este verano en las actividades deportivas Kinder Joy of moving de Ferrero

Ferrero, a través de su proyecto internacional Kinder Joy of moving, que promueve el ejercicio físico y la práctica deportiva entre niños y como herramienta para la adquisición de hábitos saludables, reunirá este verano a más de 15.000 niños que disfrutarán de las actividades veraniegas del programa, organizadas en varias localizaciones del país.

A nivel nacional, este año 138.000 niños ya han disfrutado, hasta el momento, de las actividades que forman parte del programa Kinder Joy of Moving. Este se concreta en importantes colaboraciones con federaciones deportivas nacionales, como la Real Federación Española de Vóleibol y su programa de actividad extra-escolar Pequevoley, destinado a introducir la práctica de este deporte al colectivo estudiantil; y la Real Federación Española de Atletismo y su programa Generación Atletismo.

Durante los meses de junio, julio y agosto se desarrollarán las ya clásicas actividades deportivas de verano en la modalidad de vela, vóleibol y fútbol, impulsados por Ferrero junto con la Fundación Ecomar y la Federación Española de Vóleibol, así como en el campamento inclusivo de fútbol para chicos de 6 a 16 años, gestionados por la organización Fútbol y Valors.

Las actividades de vela, denominadas “Grimpola de Ecomar”, reúnen a pequeños de 6 a 16 años para aprender a navegar en vela ligera mientras se educan a la preservación y cuidado del medio marino, las playas y las costas. Este verano se celebrarán en 78 centros náuticos de toda la geografía española.

Respecto al campamento de vóleibol, Pequevoley —dirigido a niños de 6 a 16 años y organizado por entrenadores federales— se lleva a cabo todos los veranos en Guadalajara, donde niños de toda la geografía nacional tienen la oportunidad de practicar su deporte favorito con la ayuda de los máximos expertos en esta disciplina.

Los campus de fútbol tendrán lugar en Cornellá y Esplugues de Llobregat (ambos en Barcelona); Llivia (Girona); y Gran Canaria, y darán acceso y particular atención a niños y niñas en riesgo de exclusión social.

En el 2020, año muy complicado para las prácticas deportivas debido a las restricciones de la pandemia, 116.000 pequeños formaron parte de las actividades que se desarrollaron durante todo el año a nivel nacional gracias a la colaboración de 1.600 monitores y el apoyo de relevantes atletas y deportistas.

Franco Martino, Director de Comunicación Corporativa y Relaciones Institucionales de Ferrero Ibérica, afirma que en Ferrero trabajamos siendo conscientes de la importancia de la educación, con la convicción de que un niño feliz hoy será un mejor adulto mañana. Por esta razón, trabajamos desde hace años en la promoción de hábitos de vida saludable y el ejercicio físico a través de la práctica del deporte. Con Kinder Joy of Moving queremos concretar nuestra aportación a la sociedad contribuyendo a la creación de una nueva cultura y generando constantemente oportunidades para que cualquier niño pueda participar, independientemente de sus condiciones físicas, económicas y educativas. Los más de 15 años de esta iniciativa, los 4 millones de niños y familias que participan en cada edición y los miles de entrenadores y monitores involucrados cada año en 36 países del planeta avalan el éxito y la importancia del programa”.

 

Un método innovador para fomentar la vida saludable

En concreto, las propuestas de Kinder Joy of moving se basan en el concepto Joy of moving, un método educativo innovador y reconocido por la comunidad científica que tiene como objetivo fomentar en los niños la vida activa a través del juego mientras desarrollan destrezas clave en cuatro grandes áreas: forma física, coordinación motriz, función cognitiva y creatividad, y habilidades esenciales para la vida. Durante el ejercicio se prioriza instintivamente la diversión sobre el rendimiento y la colaboración sobre la competición.

La iniciativa internacional de Ferrero, integrada en su compromiso de Responsabilidad Social, fue iniciada en 2005 con el propósito de acompañar a los niños y a las familias a mantener un día a día más activo y dinámico y ya ha inspirado a muchos millones de menores y a sus familias en 36 países de todo el mundo.  

En este sentido, y gracias a una inversión global de 12,9 millones de euros anuales, Kinder Joy of moving organiza y apoya programas de educación física dentro y fuera de las escuelas, eventos deportivos infantiles y competiciones escolares con el objetivo de conseguir que el movimiento sea, sobre todo, una forma de disfrutar para los pequeños. Asimismo, se organizan eventos multidisciplinares para acercar a los más pequeños al deporte, colabora con atletas y antiguos campeones deportivos para servirles de inspiración y apoya proyectos de investigación centrados en los beneficios de un estilo de vida activo.