Al día

Cruz Roja atiende a 72 familias de Cañada Real, con la entrega de 269 kits de alimentación e higiene

El confinamiento tras la expansión del COVID-19 afecta muy especialmente a las familias más empobrecidas que viven en zonas de difícil acceso. Es el caso de Cañada Real, donde una parte importante de la población vive ya en una situación económica precaria.

Para hacer frente a esta situación, Cruz Roja ha puesto en marcha, en el marco del llamamiento Cruz Roja RESPONDE, un nuevo dispositivo para la entrega de kits de alimentación e higiene a las familias derivadas por los Servicios Sociales de Villa de Vallecas, Vicálvaro y Rivas Vacia-Madrid, gracias a la colaboración de un equipo de 25 técnicos y voluntarios de la Organización.

El objetivo de este dispositivo, en el que participan siete unidades móviles, es ofrecer cobertura de necesidades básicas a más de 500 familias de la zona que, debido a la crisis del COVID-19, se encuentran en una situación de mayor vulnerabilidad. El coste del operativo ascenderá a unos 180.000 euros, íntegramente financiados por donaciones.

Según destaca David de Miguel, director de Intervención Social de Cruz Roja en la Comunidad de Madrid, “una parte importante de la población de Cañada Real vive en una situación de economía de subsistencia en la que se carece de recursos para hacer frente a imprevistos. Por ello, hemos ofrecido nuestras capacidades a los Comisionados de la Comunidad de Madrid y del Ayuntamiento de Madrid para la Cañada Real, y acordado centralizar a través de Servicios Sociales la derivación de las familias más vulnerables, en previsión de que la crisis económica que previsiblemente se producirá alcance a nuevas familias”.

Desde la puesta en marcha de este dispositivo el pasado 9 de abril, Cruz Roja ha atendido ya a 72 familias de la zona, lo que supone un total de 269 personas que han recibido en sus hogares un total de 269 kits de alimentos (1 por persona) así como productos para la higiene personal.

Los kits se componen de alimentos no perecederos, que garantizan el aporte de todos los grupos alimenticios en base a las recomendaciones elaboradas por el área de Salud de Cruz Roja, incluyendo frutas, verduras, pescado, carne, cereales, legumbres, conservas, leche y galletas, entre otros productos. Además, existe una versión infantil y otra de adulto, que se entrega en formato individual por cada miembro de la unidad familiar, con alimentos suficientes para dos semanas.

 

10 años de trabajo en Cañada Real

Cruz Roja es una de las entidades de referencia en Cañada Real, donde lleva trabajando hace más de 10 años, desarrollando diferentes acciones para mejorar la calidad de vida de las personas más vulnerables.

En este sentido, Cruz Roja ha priorizado la intervención en el campo educativo con la infancia, fomentando el empleo para personas de difícil inserción, y la atención social a familias en situación de grave exclusión social.

Anualmente, Cruz Roja trabaja en Cañada Real con 450 familias, lo que supone atender en diferentes proyectos a más de 1.400 personas gracias a la implicación de un equipo formado por más de 25 personas.

 

Cruz Roja RESPONDE

Esta nueva iniciativa en Cañada Real se enmarca en el llamamiento Cruz Roja RESPONDE, con el que la Organización pretende adaptar sus servicios y actividades regulares adoptando nuevas medidas para prevenir los riesgos sanitarios y las dificultades sociales que se derivan de esta crisis en las áreas de salud, emergencias, inclusión social, educación, empleo y medioambiente.

Para ello, prevé atender a 1.350.000 personas en sus diferentes proyectos en los próximos dos meses, para lo que cuenta con un presupuesto estimado de 11 millones de euros y la colaboración de 40.000 personas voluntarias en todo el territorio nacional. Sólo en la Comunidad, son ya más de 4.500 las personas voluntarias que colaboran en proyectos vinculados al COVID-19.