inicio
Miércoles 21 de noviembre de 2018
15/09/2017
preparar para imprimir

Esdor

 
 
  

Nuevos Sérum y Mascarilla Detox

Por ser el órgano más expuesto y por ejercer como barrera protectora, la piel es especialmente vulnerable a la acción nociva de la atmósfera, un sistema químico complejo donde se mezclan polución urbana, polución industrial y emisiones propias del entorno natural.

Las emisiones naturales son mucho mayores en cantidad, que los elementos tóxicos generados por el hombre. Conjugados sin embargo, éstos resultan mucho más contaminantes por el papel potenciador que ejercen las radiaciones UV y las inclemencias meteorológicas.

• Contaminantes gaseosos: Compuestos orgánicos volátiles, monóxido de carbono, dióxido de azufre y óxido de nitrógeno. Su efecto sobre la piel se traduce en la perturbación de la capa córnea y como consecuencia el enrojecimiento y posterior irritación de las membranas y las mucosas. La exposición constante y el efecto conjunto con los metales pesados en suspensión, desarrollan envejecimiento prematuro, elastosis y melanomas.

• Partículas: Hidrocarburos aromáticos policíclicos, metales pesados y materia particulada (PM), que tienden a acumularse en el organismo, aumentando los efectos tóxicos de otros contaminantes. A nivel celular, los metales pesados interfieren en el metabolismo de minerales esenciales para el hombre, inactivan sistemas enzimáticos y oxidan las membranas celulares.

SÉRUM No 3 GRAN RESERVA DETOX GLOBAL

Sérum concentrado que ayuda a eliminar las toxinas y a restaurar la luminosidad de las pieles apagadas. Protege del efecto nocivo de los agentes externos y ayuda a restaurar la piel, revelando su resplandor original, tonalidad y transparencia. Este cuidado está recomendado para todo tipo de pieles, especialmente para aquellas expuestas a contaminantes atmosféricos.

MASCARILLA VID ESSENTIAL DETOX ANTIPOLUCIÓN

Algunas de las razones que explican la piel mate y apagada, sin luz ni transparencia, son factores ambientales como la polución urbana, los metales pesados o las ondas electromagnéticas. Cualquiera de ellos puede ser responsable de la insidiosa inflamación celular que acelera el envejecimiento cutáneo, produce irritación y compromete su apariencia sin que nos demos cuenta. Tanto los UVB como el humo de los cigarrillos, las emisiones de hidrocarburos o la presencia común de metales pesados como el cadmio o el plomo en la atmósfera de la ciudad, constituyen un estrés exógeno que genera compuestos pro-inflamatorios en la piel, induciendo la peroxidación de los lípidos, la desnaturalización de proteínas y el daño del ADN celular.



BUSCAR EN ESTA SECCIÓN
Introduzca unas palabras para realizar la búsqueda en la sección "Novedades del Mercado". Si lo desea puede limitar los resultados por periodos de tiempo.
Desde:
Hasta: