inicioSábado 10 de diciembre de 2016
 
preparar para imprimir enviar noticia por correo

BOSSAR SE APOYA EN ROCKWELL AUTOMATION PARA INNOVAR EN SUS MÁQUINAS DE ENVASADO

 

Con filiales en Estados Unidos, Chile, Italia, Francia, India y China, y plantas de producción en Barcelona, Estados Unidos, India y China, Bossar Packaging es una de las principales empresas internacionales de fabricación de maquinaria para envasado. De hecho, lleva instaladas en el mercado mundial más de 2.500 máquinas de este tipo, capaces de llenar volúmenes que van desde los 0,5 centímetros cúbicos hasta los 15 litros de productos sólidos, líquidos, granulados, en polvo o pastosos, tanto en sobres planos como en bolsas de fondo. 

Todas sus máquinas se ajustan perfectamente a las necesidades de sus clientes, proporcionando desde soluciones económicas y modulares hasta equipos de alto rendimiento, además de ser compatibles con cualquier producto que requiera envasarse en el sector de alimentación, bebida, farmacia, cosmética, cuidado del hogar o químico. Para ello la empresa ha invertido en innovación muchos recursos humanos y económicos, integrando los últimos avances tecnológicos a sus equipos. “Bossar es conocida principalmente por la fabricación de maquinaria horizontal HFFS; pero gracias a nuestra apuesta por la innovación, recientemente nos hemos dado a conocer también dentro del mundo del embalaje flexible por la fabricación de maquinaria vertical VFFS, así como estuchadoras y finales de línea, con nuevas producciones en Atlanta (Estados Unidos) y Mortara (Italia)”, afirma Jordi Cañada, responsable de Automatización y Control de Bossar. 

Un ejemplo de las posibilidades que ofrecen las soluciones de Bossar es la última incorporación a su familia de envasadoras verticales, el modelo BCV. “Se trata de una máquina envasadora de movimiento continuo de dos ejes, con servo motores que hacen que sea muy precisa y eficiente en su producción. Además, su perfil es compacto y tiene muy pocas partes móviles”, comenta Cañada. De esta forma, su funcionamiento es sencillo. Partiendo de una bobina y un desbobinador, el film pasa al formador, que dobla la película para crear la bolsa. Una cinta continua sella su parte trasera, mientras que las mordazas horizontales hacen lo mismo con las partes superior e inferior. El movimiento lateral de las mordazas realiza la soldadura, mientras que el vertical transporta la bolsa y permite un tratamiento delicado del producto. Una vez sellada en la parte superior, sale de la máquina por la rampa de salida. Además, este modelo tiene la particularidad de que puede realizar el envasado primario y después formar parte de una línea de envasado compuesta por esta máquina y a una empaquetadora para colocar las bolsas dentro de cajas. 

En palabras de Cañada, este modelo proporciona “un gran valor añadido a los clientes, gracias a su alta eficiencia, velocidad y productividad, así como a su bajo mantenimiento”. De hecho, se diferencia de otras máquinas similares en que integra de serie funciones estándar no disponibles en otros equipos como el desbobinador para rollos de gran diámetro. Por otro lado, la soldadura vertical está accionada mediante servo motor, el área de desbobinado es compacta, cuenta con muy pocas partes en movimiento, facilita los cambios de formatos en menos de cinco minutos y dispone de puertas abatibles para un acceso cómodo a la máquina. 

Para que todo funcione a la perfección, integra un buen número de componentes de Rockwell Automation. En primer lugar, incorpora el controlador CompactLogix 5370, que ayuda al funcionamiento total del equipo. Además, cuenta con varios servo variadores Kinetix® 5500 y servo motores VPL, que controlan la alimentación del film, las mordazas y la banda de sellado vertical. Como complemento, utiliza el motor Allen Bradley® Powerflex® VFD para la gestión del desbobinador, y el terminal gráfico PanelView Plus Compact 10” para una completa visualización. Por último, gracias a su interfaz HMI, es posible el acceso sencillo a todas las funciones de la máquina; y con su conectividad Ethernet/IP, el equipo se puede interconectar con la infraestructura de la fábrica para optimizar la gestión y el control de los procesos. 

Son ya muchos años los que Bossar lleva implementando la tecnología de Rockwell Automation en sus máquinas, especialmente por “su disponibilidad y capacidad de respuesta” que proporcionan sus productos, afirma Cañada. Y en términos del tiempo dedicado al diseño, supone un ahorro y una optimización, puesto que utiliza componentes muy extendidos en el mercado, como son los de Rockwell Automation. A la vez, reduce los esfuerzos de programación, precisa un menor cableado y aporta una mayor flexibilidad, por si en el futuro hubiera que introducir algún cambio en la máquina. Finalmente, apunta el directivo, “la nueva generación de motores de Rockwell Automation nos proporciona un consumo de energía mucho más eficiente, de tal forma que los clientes pueden conseguir eficiencias por encima del 98%; así como una importante reducción de costes de operación y mantenimiento de hasta el 15%”, confirma Cañada. 

En definitiva, esta máquina dotada con tecnología Rockwell Automation de perfil compacto y fácil de instalar y operar es una excelente opción para cualquier industria que requiera una envasadora vertical.

 

Acerca de Rockwell Automation

Rockwell Automation, Inc. (NYSE: ROK), la compañía más grande del mundo dedicada a la información y automatización industrial, hace que sus clientes sean más productivos y que el mundo sea un lugar más sostenible. Con sede central en Milwaukee, Wisconsin, Rockwell Automation cuenta con cerca de 22 000 empleados para atender a clientes en más de 80 países.

 



BUSCAR EN ESTA SECCIÓN
Introduzca unas palabras para realizar la búsqueda en la sección "Al día". Si lo desea puede limitar los resultados por periodos de tiempo.
Desde:
Hasta:

Att.Cliente 902 010 583
Indisa © 2009. All Rights reserved
Gestor de contenidos
desarrollado por
C2C Soluciones Powered by
SPC v2016 ®
SPC