inicio
Viernes 15 de diciembre de 2017
15/09/2016
preparar para imprimir

“Vuelta al cole” y a la alimentación saludable

Consejos para recuperar los buenos hábitos tras el verano

Tras las vacaciones, en las que se suele bajar la guardia y ganar peso, los expertos recomiendan empezar el nuevo curso con una serie de tareas saludables.


Consumir fruta y verdura en el menú diario e inculcar buenos hábitos a los más pequeños, tareas para la vuelta a la rutina.


Seguir una alimentación variada y equilibrada es un hábito que se debería aplicar los 365 días del año, aunque las vacaciones de verano suelen implicar una mayor relajación en los hábitos alimenticios que se siguen. De media, se ganan entre 2 y 3 kilos1, y esto se suele deber al descuido en los horarios y a una relajación en los hábitos tanto de alimentación como muchas veces de actividad física, según explica Diana Roig, nutricionista de Unilever.


Por ello, es aconsejable que volver a la rutina implique también recuperar los hábitos saludables que se han dejado aparcados en los meses estivales: “En la vuelta al cole y al trabajo, es importante seguir rutinas en la alimentación que ayuden a superar los retos de un nuevo curso laboral y escolar: una alimentación equilibrada ayuda a afrontar mejor los quehaceres diarios, y también nos hace sentir mejor” apunta Diana Roig.


La experta en nutrición detalla una serie de tareas sencillas para apuntarse en la agenda y seguir durante todo el año:


Tareas saludables para iniciar el nuevo curso

1. Consumir la cantidad diaria de frutas y verduras necesaria

Comer 3 piezas de fruta al día y 2 de verdura, una en la comida y otra en la cena: un consumo mínimo de 600 gramos de fruta y verdura al día debería ser una de las primeras tareas a seguir en este nuevo curso: “En España no consumimos suficientes frutas y verduras y no alcanzamos la cantidad diaria recomendada por las organizaciones sanitarias: 600 gramos diarios; un aporte necesario para ingerir nutrientes esenciales como fibra, vitaminas o minerales”.

La experta da una serie de trucos para alcanzar esa cantidad: “El tentempié de la mañana, la merienda y el postre debe ser a base de fruta, y en la comida recomiendo siempre añadir una ensalada o verdura como plato principal o en la guarnición; en la cena una crema de verduras de diferentes variedades (un día calabaza, otro calabacín, de verduras mediterráneas, etc.) es una opción muy acertada”.

El consumo de la cantidad recomendada de frutas y verduras no solamente nos estará aportando muchos de los nutrientes esenciales para nuestro organismo, si no que a la vez evita o sustituye el consumo de otros alimentos, que aportan lo que en nutrición se denomina “calorías vacías” (es decir, alimentos que aportan muchas calorías, pero pocos – o ningún – nutriente).


2. Inculcar a los más pequeños la importancia de una buena alimentación

Un niño que come bien tiene más posibilidades de ser un adulto sano, por ello es clave inculcar unos buenos hábitos desde la infancia, según apunta Diana Roig: “Es fundamental que los niños aprendan desde pequeños a comer de forma sana y equilibrada, para que crezcan sanos y fuertes y sigan hábitos saludables en la etapa adulta. La infancia es una etapa crucial para este aprendizaje y esta educación temprana contribuirá a una mayor concienciación”.

“Hay que involucrarles en la compra de alimentos y –en la medida de lo posible– en la cocina: un niño que acompaña a sus padres a comprar fruta y verdura, y que ayuda a prepararlas o cocinarlas tiene más posibilidades de que estos alimentos le gusten”.


3. Alimentación equilibrada y variada

Seguir una alimentación equilibrada y variada es importante, ¿pero qué se entiende por ello?
- Ingesta diaria de fruta, verdura, cereales y derivados (preferentemente integrales), lácteos y frutos secos
- Consumo frecuente de legumbres, pescado, carne blanca y huevos
- Consumo esporádico de carne roja, carne procesada y repostería y refrescos
- Ingesta adecuada de líquidos en forma de agua, té o bien de infusiones de hierbas. La Agencia Europea de Seguridad Alimentaria recomienda entre 2 y 2,5 litros de agua al día.

Una buena manera de seguir una alimentación variada es planificar las comidas semanalmente, siguiendo por ejemplo el que proponen los expertos en nutrición de Knorr:


4. Favorecer los tipos de cocción más saludables

Si lo que comemos es importante, cómo lo comemos también, tal y como apunta Diana Roig: “Las cocciones deben ser idealmente al vapor, hervido, al horno y en cremas. Se deben evitar los sofritos y las cocciones complejas o bien reservarlas para un consumo más esporádico”.

En caso de falta de tiempo, Diana Roig recomienda optar por platos como las cremas de verduras listas para consumir, que se pueden complementar con toppings como picatostes, pipas de calabaza o sésamo, o bien con huevo duro troceado encima, por ejemplo, para conseguir una cena completa a la que no le falten proteínas.

5. No hacer cambios bruscos en la alimentación

Existen muchas dietas “milagro”; no obstante, hay que tener en cuenta que en muchas ocasiones estas no aportan los nutrientes necesarios a nuestro organismo, y muchas posibilitan una pérdida de peso a corto plazo, pero no a medio-largo plazo.

Lo ideal es evitar este tipo de dietas de una forma muy sencilla: siguiendo una alimentación saludable, equilibrada y variada durante todo el año y –en el caso de querer perder peso- acudir a un especialista que ayude a valorar la dieta más adecuada para cada persona.

Idealmente, todas estas tareas tienen que ir acompañadas de un estilo de vida saludable, en el que se incluya la práctica de actividad física diaria. Tareas sencillas para la vuelta al cole.


Acerca de Knorr
Knorr nace en 1838 cuando su fundador, Carl Heinrich Knorr, realizó experimentos pioneros para deshidratar condimentos y vegetales para conservar su sabor y valores nutricionales. Actualmente Knorr es una marca internacional que ofrece una gran variedad de caldos, sopas, ayudas culinarias, salsas y comidas preparadas, entre otros.

www.knorr.es


Sobre Unilever
Unilever es una compañía de productos de gran consumo líder en el mundo, con presencia en más de 190 países y que llega a 2 mil millones de consumidores cada día. Cuenta con más de 172.000 empleados y en 2015 generó ventas por 53.3 mil millones de euros. Unilever tiene más de 400 marcas, presentes en los hogares de todo el mundo, entre las que se encuentran Skip, Dove, Knorr, Flora, Hellmann’s, Lipton, Ben & Jerry’s, Rexona, Magnum y Axe.


El Plan Unilever para una Vida Sostenible se compromete a:
- Ayudar a 1.000 millones de personas a mejorar su salud y bienestar
- Reducir a la mitad la huella medioambiental de sus productos
- Que el 100% de las materias primas utilizadas que procedan de la agricultura sean de fuentes sostenibles


Unilever es líder en su sector en el Índice Dow Jones de Sostenibilidad 2015. En el Índice FTSE4Good logró la puntuación más alta en medioambiente. Encabezó por quinto año consecutivo la lista de Líderes Globales de Sostenibilidad Corporativa en la encuesta anual GlobeScan/SustainAbility 2015 y se situó como la compañía de alimentos y bebidas más sostenibles en el ranking Oxfam’s Behind the Brands Scorecard 2015. Unilever fue nombrada el Top 3 de LinkedIn como una de las empresas más atractivas para trabajar.


Para más información acerca de Unilever y sus marcas, por favor visita www.unilever.es 

Para más información acerca del Plan para una Vida Sostenible de Unilever:
https://www.unilever.es/sustainable-living/
http://www.facebook.com/unilever
@UnileverSpain



BUSCAR EN ESTA SECCIÓN
Introduzca unas palabras para realizar la búsqueda en la sección "Al día". Si lo desea puede limitar los resultados por periodos de tiempo.
Desde:
Hasta: