inicio
Domingo 17 de diciembre de 2017
14/07/2016
preparar para imprimir

Carlos Vega de Olé Lola se alza campeón del concurso internacional elit® art of martini cocktail competition 2016

 
 
          

El concurso internacional elit® art of martini cocktail competition que se lleva a cabo en más de 60 ciudades de todo el mundo celebró su Gran Final en Madrid en un entorno único, los Jardines del Hotel Ritz, donde Carlos Vega, bartender del prestigioso cocktail bar Olé Lola, se proclamó vencedor de una potente competición activa durante varios meses. elit® art of martini cocktail competition nació con el objetivo de homenajear a la figura del Bartender y su talento inigualable para crear el emblemático vodka martini.

 A la competición se sumaron 50 de los mejores cocteleros del país entre Madrid y Barcelona. De ellos, tan solo 8 se vieron las caras en una competición en directo ante un jurado de altura. El equipo de expertos encargado de nombrar el vencedor estaba formado por Juan Valls, Director de Contenidos de FIBAR, el internacionalmente reconocido mixógrafo François Monti y Margot del Coco, Business Development Manager de Stoli® Group y por extensión de elit® Ultra Luxury Vodka.

Durante la celebración del campeonato final, los aspirantes exhibieron sus dotes en el arte de la coctelería para recrear el icónico vodka martini con propuestas frescas y arriesgadas. Finalmente, fue Carlos Vega quien, en tan solo 15 minutos, sorprendió al público con dos propuestas innovadoras, entre las que destacó su elit martini con toques asiáticos o recuerdos a albahaca.

Reinvención de un clásico con nuevos toques exóticos

Carlos Vega sorprendió a los asistentes con un toque de originalidad y exotismo oriental para un cóctel emblemático. Su carisma lo convirtió en un cohete directo a la cima y se proclamó vencedor del concurso en Madrid con una actuación amenizada con timbres asiáticos y un combinado bautizado como Martini Bambú, que suma el insuperable elit® Ultra Luxury Vodka con lima exprimida, sirope de bambú, majado de manzana, pepino, jengibre y citronela.

 “Ha sido un honor competir con profesionales de altura. Gracias a elit® hemos demostrado que la profesión del bartender es un arte y una promesa por la que apostar en el sector” afirma Carlos tras sostener en sus manos el ansiado premio. Para Carlos y el resto de participantes, la apuesta de las marcas por la formación y el emprendimiento de estos profesionales es imprescindible para la consolidación de su trabajo, así como el aprendizaje en contacto directo con otros profesionales.

En este sentido, la marca otorga al ganador material exclusivo de coctelería y la oportunidad de vivir el elit® Ibiza Weekend 2016, una experiencia única donde podrá conocer a más 300 invitados del sector de más de 30 países, compartir conocimientos y vivir una experiencia sin igual en la isla.

Sin embargo, el papel de Carlos Vega no acaba aquí. Él y el ganador de la final de Barcelona, que se celebrará el próximo 18 de julio, tendrán que verse las caras con los finalistas de otras ciudades internacionales.

Un concurso Premium para enaltecer al profesional de coctelería

Crear el martini perfecto va más allá de su acabado final, requiere pasión y precisión al más alto nivel, desde su elaboración hasta su presentación. La receta de este combinado ha evolucionado constantemente con el paso del tiempo, hasta hacer del vodka el ingrediente preferido por los cócteleros para la elaboración de sus martinis.

En este sentido, elit® Vodka ha querido premiar el buen gusto de los cocteleros que reinventaron el martini a través de un concurso internacional que pone en alza el savoir faire de los mejores bartenders con los ingredientes más exquisitos.

Sobre elit® Vodka

El proceso de elaboración de elit® Vodka comienza en Rusia donde el mejor trigo es especialmente cultivado en un emplazamiento protegido “THE HOUSE OF STOLI”. En la cercana destilería de Talvis, el grano es molido, triturado, fermentado y triplemente destilado para convertirlo en un destilado catorce veces más puro que el que marcan los más altos estándares oficiales.

Después viaja a la destilería Latvijas Blazams en Riga, donde es mezclado con agua purificada y filtrado a través de carbón de madera de abedul ruso, antes de someterse a una única filtración de congelación a -18ºC. Este proceso nace de la tradición rusa de purificar el vodka dejando las barricas durante el invierno en el exterior, además se utiliza un filtro zeta ionizado para eliminar hasta la más pequeña imperfección.

El resultado es el exponente máximo de la perfección molecular: claridad impecable, impresionante pureza y densidad, una fantástica sensación en el paladar con una presencia en la copa que lo diferencia de todos los demás vodkas.



BUSCAR EN ESTA SECCIÓN
Introduzca unas palabras para realizar la búsqueda en la sección "Al día". Si lo desea puede limitar los resultados por periodos de tiempo.
Desde:
Hasta: